Prestación de servicios profesionales y sus efectos legales según la LFPIORPI

Por C.P.C. y Mtro. Roberto Colín.

Las actividades consideradas como vulnerables requieren un tratamiento especial para evitar caer en anomalías que puedan poner en riesgo nuestra actividad profesional. ¿Sabes cuándo es considerada una actividad como vulnerable y que hacer en situaciones bajo ese supuesto?

En octubre de 2012 se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la Ley Federal para la Prevención e Identificación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita (LFPIORPI), cuyo objeto es proteger el sistema financiero y la economía nacional, estableciendo medidas y procedimientos para prevenir y detectar actos u operaciones que involucren recursos de procedencia ilícita.

Adicionalmente, en agosto de 2013 se publicó en el DOF el Reglamento de la LFPIORPI., y durante dicho año y 2014 se emitieron diversas reglas de carácter general y resoluciones, a fin de dar cumplimiento a esta ley.

A continuación, mencionamos algunos asuntos de relevancia sobre la LFPIORPI. Cabe mencionar que éstos deberán ser analizados para cada caso en particular.

Actividades vulnerables

La LFPIORPI señala en su artículo 17 ciertas actividades que se consideran como vulnerables (i. arrendamiento, ii. metales y joyas, iii. venta de autos, iv. juegos y sorteos, v. operaciones de fe pública, vi. tarjetas de servicio, crédito, prepago devoluciones, recompensas y cupones, vii. inmuebles, viii. donativos, ix. servicios profesionales, x. obras de arte, xi. traslado y custodia de valores, xii. Blindaje, xiii. mutuo, préstamo o crédito y xiv. cheques de viajero); existe la obligación de identificarlas para quien las realiza. Se debe tener en cuenta que algunas de estas actividades son consideradas como vulnerables por el simple hecho de su realización, a otras se les otorga este carácter cuando el monto de algún acto u operación excede las cantidades que establece para cada caso la LFPIORPI (umbrales).

Consecuentemente, quienes realizan actividades que se consideran vulnerables tienen la obligación de presentar Avisos a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) sobre las operaciones que lleven a cabo con sus clientes o usuarios cuando rebasen los montos establecido en la LFPIORPI o en su caso, en algunas actividades se presenta el Aviso por la simple realización de la actividad.

La LFPIORPI establece, para quienes realizan actividades vulnerables, las siguientes obligaciones:

  1. Integrar los expedientes de identificación de clientes y usuarios.
  2. Darse de alta y registrarse ante el Servicio de Administración Tributaria (SAT).
  3. Presentar los avisos en la medida en que se tengan actos u operaciones sujetos a informarse o dar aviso a más tardar el día 17 del mes siguiente a la realización de operaciones.
  4. Custodiar, proteger, resguardar y evitar la destrucción u ocultamiento de la información y documentación que sirva de soporte a la Actividad Vulnerable, así como la que identifique a sus clientes o usuarios, por un plazo de cinco años.
  5. Brindar las facilidades necesarias para que se lleven a cabo las visitas de verificación por parte del SAT.
  6. Desarrollar lineamientos de identificación de clientes y usuarios, así como los criterios, medidas y procedimientos internos para dar cumplimiento a lo establecido en la ley, su reglamento, reglas de carácter general y demás disposiciones aplicables.
Sanciones

Ante el incumplimiento de las obligaciones que señala la LFPIORPI, se establecen sanciones con carácter de crédito fiscal. En el artículo 53 de la ley se señala que se aplicarán las correspondientes a quienes:

  1. Se abstenga de cumplir con los requerimientos que les formule la Secretaría en términos de la ley.
  2. Incumplan con cualquiera de las obligaciones establecidas en el artículo 18 de la ley.
  3. Incumplan con la obligación de presentar en tiempo los Avisos. En caso de que la extemporaneidad u omisión exceda de treinta días siguientes a la fecha en que debió presentarse el aviso, se aplicará la sanción prevista para el caso de omisión señalada en el artículo 55 de la LFPIORPI.
  4. Se presenten los avisos sin reunir los requisitos fiscales que establece la ley.
  5. Incumplan con las obligaciones impuestas en el artículo 33 de la LFPIORPI.
  6. Omitan presentar los avisos.
  7. Participen en actos u operaciones prohibidos de conformidad con el artículo 32 de la LFPIORPI.

Los montos de las multas aplicables a los supuestos señalados en el artículo 53 de la LFPIORPI son los siguientes:

  • El equivalente a 200 y hasta 2,000 días de SMGVDF en caso de las fracciones I, II, III y IV.
  • El equivalente a 2,000 y hasta 10,000 días de SMGVDF en caso de la fracción V.
  • El equivalente a 10,000 y hasta 65,000 días de SMGVDF o del 10 al 100% del valor del acto u operación cuando sean cuantificables en dinero, la que resulté mayor en caso de las fracciones VI y VII.

Es importante destacar que, en términos del artículo 61 de la LFPIORPI, las sanciones podrán impugnarse ante la propia Secretaría, mediante el recurso de revisión previsto en la Ley de Procedimiento Administrativo o directamente ante el Tribunal Federal de Justicia Fiscal y Administrativa a través del procedimiento contencioso administrativo.

Avisos

Los avisos se deberán presentar cuando se ubiquen en cualquiera de los siguientes supuestos:

a) Cuando se rebase el umbral que para cada actividad establece el artículo 17 de la LFPIORPI.

b) Cuando se realicen actos u operaciones vulnerables cuya suma acumulada, por tipo de acto u operación, en un periodo de seis meses rebase el monto del umbral, se deberán presentar los avisos relativos.

En materia de servicios profesionales, de manera independiente, sin que medie relación laboral con el cliente respectivo, se considerarán actividad vulnerable y, por lo tanto, objeto de identificación (artículo 17, fracción XI), aquellos casos en los que se prepare para un cliente o se lleven a cabo en nombre y representación del cliente cualquiera de las siguientes operaciones:

a) La compraventa de bienes inmuebles o la cesión de derechos sobre éstos.

b) La administración y manejo de recursos, valores o cualquier otro activo de sus clientes.

c) El manejo de cuentas bancarias, de ahorro o de valores.

d) La organización de aportaciones de capital o cualquier otro tipo de recursos para la constitución, operación y administración de sociedades mercantiles.

e) La constitución, escisión, fusión, operación y administración de personas morales o vehículos corporativos, incluido el fideicomiso y la compra o venta de entidades mercantiles.

Las actividades antes comentadas serán objeto de aviso ante la Secretaría cuando el prestador de dichos servicios lleve a cabo en nombre y representación de un cliente alguna operación financiera que esté relacionada con dichas operaciones, con respeto al secreto profesional y garantía de defensa en términos de esta ley.

Finalmente, es importante destacar que el 21 de octubre de 2016 se publicó en la página web de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) el criterio de que las personas que prestan el servicio de subcontratación actualizan el supuesto contemplado en la LFPIORPI, para considerarse como actividad vulnerable: “Al respecto, nos permitimos puntualizar que el contratista al prestar el servicio de subcontratación en términos del artículo 15-A de la Ley Federal del Trabajo, actualiza el supuesto previsto por el inciso b) de la fracción XI del artículo 17 de la LFPIORPI para ser considerada como Actividad Vulnerable y, por lo tanto, está sujeto al cumplimiento de las obligaciones previstas por la LFPIORPI y su normatividad secundaria, al llevar a cabo la administración y manejo de recursos del contratante, es decir de su cliente, en la realización del servicio contratado”.

Finalmente, comentar que, como específicamente se señala, este criterio va dirigido a quienes prestan servicios de subcontratación en términos del artículo 15-A de la Ley Federal del Trabajo (LFT), por lo que la prestación de servicios profesionales independientes solo será considerada actividad vulnerable en los casos en los que se prepare para un cliente o se lleven a cabo en nombre y representación del cliente cualquiera de las operaciones contempladas en la fracción XI del artículo 17 de la LFPIORPI antes señaladas.

Síguenos en Facebook

Contenido relacionado: 

Contenido recomendado: