outsourcing_y_servicios_profesionales

Outsourcing o subcontratación




Día a día las empresas compiten por tener una mayor diversidad de productos, servicios, tecnologías y bienes, por lo que la necesidad de mano de obra especializada se vuelve un denominador común que no siempre puede ser realizada por las empresas, ya sea por la poca experiencia o falta de infraestructura.

Ante este escenario, una de las opciones que las empresas han tomado es la del outsourcing y servicios profesionales. De acuerdo con la Ley Federal del Trabajo, el outsourcing o subcontratación es el servicio que ofrecen ciertas empresas para contratar al personal de otra institución, es decir, en los casos en que una empresa contrata a una agencia externa especializada para adquirir fuerza laboral en un campo del cual no cuenta con los recursos o infraestructura para dicho servicio, por ejemplo una empresa dedicada al pago de nómina.

El beneficio que tiene el outsourcing depende en gran medida de las necesidades de cada empresa y los costos que representaría realizar este tipo de trabajo especializado por sí misma, por ello, antes de que una empresa decida la contratación vía outsourcing, debe analizar los siguientes aspectos:

  • La importancia de la función a contratar para el desarrollo y operación de la empresa.
  • El costo que significaría realizar la labor o contratarla mediante outsourcing.
  • Las ventajas y áreas de oportunidad de la empresa a contratar.
  • La confidencialidad de la operación.
  • Las condiciones laborales.

Para la realización de este tipo de contrataciones, se debe celebrar un contrato que abarque los siguientes aspectos:

  1. No abarcar la totalidad de las actividades iguales o similares a las desempeñadas en el centro de labores.
  2. No realizar tareas iguales o similares a las que realizan el resto de las personas contratadas por el contratante.
  3. El contrato debe estar justificado en el valor de la especialización.
  4. Realizar un contrato por escrito entre el contratante y contratista, para lo cual se debe verificar que el outsourcing cuenta con la documentación y los elementos necesarios para cumplir con el contrato y sus compromisos laborales.

El contrato para el outsourcing requiere:

  • Datos de las partes (contratante y contratista) comprobables.
  • Detalle de las tareas a realizar por parte del outsourcing y su costo.
  • Detalle sobre la forma en la que se desempeñarán las labores. Verificar que el personal esté contratado por el outsourcing y no por la empresa contratante.
  • Responsabilidad en materia laboral y de seguridad social a cago del contratista y no al contratante.
  • El contratante deberá verificar que el contratista atienda los compromisos adquiridos en el contrato para con sus colaboradores.

¿Has pensado en las ventajas y desventajas que tiene hacer uso de la subcontratación para la organización en la que laboras?

Síguenos en Facebook

Contenido relacionado: 

Contenido recomendado: