Incentivos fiscales para vinculación de universidades y empresas

Por Mtro. Alejandro Alvarez Carmona

En el 2012 la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) realizó un estudio en el cual menciona que México tiene un rezago, en comparación con otros países de la OCDE, en el proceso de industrialización, ¿cómo apoya el Estado para promover la vinculación entre universidades y empresas.

El estudio aborda la importancia de invertir en innovación a fin de tener un crecimiento económico sólido y ser más competitivo; también analiza la estructura, el presupuesto y las políticas para la innovación, así como la vinculación de las instituciones de educación superior con dicho proceso.

Actualmente, las universidades son reconocidas por su capacidad de contribuir a la creación de nuevas tecnologías mediante la investigación y el desarrollo, razón por la cual, los gobiernos alrededor del mundo insisten en crear ambientes propicios para el fortalecimiento de la vinculación universidad-empresa, ya que el valor que tiene el conocimiento como factor de desarrollo en las sociedades contemporáneas ha hecho que las relaciones universidad-empresa adquieran una especial importancia.

Por otra parte, el proceso de globalización en el que estamos inmersos, ha dado lugar a sociedades de la información donde la educación es un instrumento imprescindible para sustentar el cambio y reproducirlo.

En consecuencia, las universidades deben renovarse y actualizarse para responder a las necesidades y desafíos de las empresas de la actualidad, además de dar prioridad a la relación de vinculación universidad-empresa, para así promover un mayor acercamiento entre éstas, que de como resultado un impacto en la sociedad, en los procesos de generación de empleo, en la transferencia de conocimiento, y en consecuencia, que derive en un impulso a la competitividad desde las universidades al momento de su vinculación con las empresas.

Por otro lado, existen incentivos fiscales que son un beneficio económico concedido por las leyes fiscales al sujeto pasivo del impuesto, con el fin de obtener de él ciertos fines de carácter parafiscal, así se pretende estimular a los contribuyentes que gozan de ciertas reducciones en la carga tributaria, para que tengan un fortalecimiento empresarial que les permita tener dinamismo comercial además de plantearse otros fines de interés social.

En una economía globalizada, predomina el concepto de innovación en las actividades empresariales y por ello, “Los gobiernos establecen políticas orientadas al apoyo y desarrollo de nuevas tecnologías y sus aplicaciones”, para así desarrollar mecanismos que fortalezcan el desarrollo de la ciencia, la tecnología y la innovación, a través de la industrialización del sector empresarial, precisamente, una de esas políticas de apoyo son los incentivos fiscales.

En México, la Secretaría de Economía por medio de la Subsecretaria de Competitividad y Normatividad, implementa políticas con el propósito de fortalecer la competitividad del país, y junto con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, generan una regulación y estructura de normas simplificadas que reducen los costos en su cumplimiento para así implementar estímulos fiscales.

Podemos concluir que los estímulos fiscales y subsidios que son otorgados por el Estado mexicano para fomentar el crecimiento económico, desarrollo de actividades consideradas como prioritarias y estratégicas, así como la generación y apoyo de redes de cooperación entre universidades y empresas, han generado gran expectativa en el ámbito empresarial y pueden ser un gran apoyo para el desarrollo de proyectos, sin embargo, no son los únicos instrumentos de financiamiento, por lo que las empresas pueden buscar otras fuentes de apoyo y no limitarse sólo a los incentivos fiscales.

Síguenos en Facebook

Contenido relacionado: 

Contenido recomendado: