Efectos fiscales en materia de IVA por gastos e inversiones en periodos preoperativos

Por C.P.C. y Maestro Roberto Colín.

A continuación analizaremos y comentaremos acerca de los gastos e inversiones en periodos preoperativos y su efecto en el IVA.

Según se especifica en la Reforma Fiscal para 2017, existen ciertos requisitos que deberán cumplir los contribuyentes para efectuar el acreditamiento en el Impuesto al Valor Agregado (IVA), respecto de los gastos e inversiones en periodos preoperativos.

En este sentido, la fracción VI, del artículo 5 de la Ley del IVA, describe que debe entenderse por periodo preoperativo como:

Aquél en el que se realizan gastos e inversiones en forma previa al inicio de las actividades de enajenación de bienes, prestación de servicios independientes u otorgamiento del uso o goce temporal de bienes, a que se refiere el artículo 1o. de la presente Ley. Tratándose de industrias extractivas comprende la exploración para la localización y cuantificación de nuevos yacimientos susceptibles de explotarse.”

Asimismo, contempla que el periodo preoperativo tendrá una duración máxima de un año, contado a partir de que se presente la primera solicitud de devolución del IVA, salvo que el interesado acredite ante la autoridad fiscal que su periodo preoperativo tendrá una duración mayor conforme al prospecto o proyecto de inversión, cuya ejecución dará lugar a la realización de las actividades gravadas por el IVA.

En lo que atañe a gastos e inversiones en periodos preoperativos, el IVA trasladado y el pagado en la importación correspondiente a las actividades por las que se vaya a estar obligado al pago del impuesto que establece la Ley, o a las que se vaya a aplicar la tasa de 0%, será acreditable en la proporción y conforme a las siguientes opciones:

a) Se efectuará el acreditamiento del IVA en la declaración del primer mes en el que se realicen las actividades por las cuales esté sujeto al pago del impuesto, en la proporción que representen el valor de las actividades gravadas, con respecto al total de las realizadas.

Se podrá actualizar el IVA por acreditar para el periodo comprendido desde el mes en el que se le haya trasladado el impuesto o haya pagado el impuesto en la importación, hasta el mes en el que se presente la primera declaración de pago del impuesto.

b) Se podrá solicitar la devolución del IVA que corresponda, en el mes siguiente a aquél en el que se realicen los gastos e inversiones, conforme a una estimativa de la proporción en la que se destinarán los gastos e inversiones a la realización de actividades por las que se vaya a estar obligado al pago del impuesto o a las que se vaya a aplicar la tasa de 0%, con respecto del total de actividades a realizar.

En caso de aplicar esta opción, se deberá presentar a la autoridad fiscal conjuntamente con la primera solicitud de devolución lo siguiente:

1. La estimación y descripción de los gastos e inversiones que se realizarán en el periodo preoperativo, así como una descripción de las actividades que realizará el contribuyente.

Para estos efectos, se deberán presentar, entre otros documentos, los títulos de propiedad, contratos, convenios, autorizaciones, licencias, permisos, avisos, registros, planos y licitaciones que, en su caso, sean necesarios para acreditar que se llevarán a cabo las actividades.

2. La estimación de la proporción que representará el valor de las actividades por las que se vaya a estar obligado al pago del IVA o a las que se vaya a aplicar la tasa de 0%, con respecto del total de actividades a realizar.

3. Los mecanismos de financiamiento para realizar los gastos e inversiones.

4. La fecha estimada para realizar las actividades objeto de la Ley del IVA, así como, en su caso, el prospecto o proyecto de inversión cuya ejecución dará lugar a la realización de las actividades por las que se vaya a estar obligado al pago del impuesto que establece esta Ley o a las que se vaya a aplicar la tasa de 0%.

Adicionalmente, se deberá calcular en el doceavo mes, contado a partir del mes inmediato posterior a aquél en el que el contribuyente inició actividades, la proporción en la que el valor de las actividades por las que se pagó el IVA o a las que se aplicó la tasa de 0%, represente el valor total de las actividades específicas que el contribuyente haya realizado durante los doce meses anteriores a dicho mes.

Después se tendrá que comparar contra la proporción aplicada para acreditar el impuesto que le fue trasladado o el pagado en la importación en los gastos e inversiones realizados en el periodo preoperativo, y en su caso, ajustar el acreditamiento, debiendo reintegrar el acreditamiento en exceso o incrementarlo.

Consecuentemente, el reintegro o incremento del acreditamiento deberá realizarse en el mes en el que se calcule la proporción.

Para estos efectos, la ley establece que cuando los contribuyentes no inicien actividades gravadas una vez transcurrido el periodo preoperativo, se deberá reintegrar el monto de las devoluciones que se hayan obtenido, actualizado a partir del mes en el que se obtuvo la devolución y hasta el mes en el que se efectúe dicho reintegro con sus respectivos recargos.

En el caso de la industria extractiva, no aplicará el reintegro cuando por causas ajenas a la empresa la extracción de los recursos asociados a los yacimientos no sea factible o cuando por circunstancias económicas no imputables a la empresa resulte incosteable la extracción de los recursos mencionados.

Si la empresa deja de realizar las actividades previas a la extracción comercial regular de los recursos asociados a los yacimientos por causas diversas a las mencionadas, deberá reintegrar, en el mes inmediato posterior a aquél en que dejó de realizar dichas actividades, el IVA que le haya sido devuelto.

El reintegro del impuesto deberá actualizarse desde el mes en que se obtuvo la devolución y hasta el mes en que se realice el reintegro.

El día 23 de diciembre de 2016 fue publicada en el Diario Oficial de la Federación (DOF), la Resolución Miscelánea Fiscal (RMF) para 2017, misma que considera en la regla 2.3.4. que los contribuyentes que realicen gastos e inversiones en periodo preoperativo y opten por solicitar la devolución del IVA que les fue trasladado o del que pagaron en la importación, que corresponda a actividades por las que vayan a estar obligados al pago del impuesto o a las que se vaya a aplicar la tasa del 0%, deberán presentar su solicitud de devolución a través del Formato Electrónico de Devoluciones (FED) en el tipo de trámite “IVA Periodo Preoperativo”, acompañando la información y documentación que se señala en la ficha de trámite 249/CFF “solicitud de devolución del IVA en periodo preoperativo”.

Cuando la solicitud de devolución derive exclusivamente de inversiones en activo fijo, los contribuyentes podrán obtener la resolución a su solicitud de devolución en un plazo máximo de veinte días contados a partir de la fecha de su presentación, excepto que se trate de su primera solicitud, la cual se resolverá en el plazo regular de cuarenta días, siempre que se cumplan con los requisitos establecidos en la regla 2.3.18. de la RMF para 2017.

Síguenos en Facebook

Contenido relacionado: 

Contenido recomendado: