¿Cuáles son los requisitos fiscales de las facturas electrónicas?

Por MBA y C.P. Aarón Bernardo Salmerón Jiménez

Si necesito entregar una factura ¿puedo facturar en dónde sea? ¿Existen requisitos que se deban cumplir? En este artículo damos un repaso a los elementos que debe contener una factura electrónica (CFDI), a fin de que cumpla con las características para una buena comprobación fiscal.

En el pasado, las empresas gastaban mucho en un buen diseño, puesto que era parte importante de la presentación de la marca, pero en materia fiscal, ¿a las autoridades les servía de algo el formato? Con toda seguridad no, ya que en todo momento la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) busca que todas las empresas “formales” declaren sus ingresos con el objeto de obtener los impuestos correspondientes a la actividad principal.

Por eso el fisco cambió las reglas del juego, y empezó a ser cada vez más exigente, con la finalidad de tener mayor certeza de los ingresos acumulables de las empresas.

Ahora, es indispensable presentar las facturas por medios electrónicos, y si solicitamos una factura “siempre” debe ser electrónica, pues la empresa deberá enviar su comprobante tanto en formato PDF como XML, aspecto fundamental en el proceso de facturación electrónica.

Los requisitos que deben cumplir las facturas electrónicas de acuerdo con el Servicio de Administración Tributaria (SAT), en términos generales, son los siguientes:

  1. Clave del Registro Federal de Contribuyentes de quien los expida.
  2. Régimen Fiscal en que tributen conforme a la Ley del ISR.
  3. Si se tiene más de un local o establecimiento, se deberá señalar el domicilio del local o establecimiento en el que se expidan las Facturas Electrónicas.
  4. Contener el número de folio asignado por el SAT y el sello digital del SAT.
  5. Sello digital del contribuyente que lo expide.
  6. Lugar y fecha de expedición.
  7. Clave del Registro Federal de Contribuyentes de la persona a favor de quien se expida.
  8. Cantidad, unidad de medida y clase de los bienes, mercancías o descripción del servicio o del uso o goce que amparen.
  9. Valor unitario consignado en número.
  10. Importe total señalado en número o en letra.
  11. Señalamiento expreso cuando la prestación se pague en una sola exhibición o en parcialidades.
  12. Cuando proceda, se indicará el monto de los impuestos trasladados, desglosados por tasa de impuesto y, en su caso, el monto de los impuestos retenidos.
  13. Forma en que se realizó el pago (efectivo, transferencia electrónica de fondos, cheque nominativo o tarjeta de débito, de crédito, de servicio o monedero electrónico que autorice el SAT.
  14. Número y fecha del documento aduanero, tratándose de ventas de primera mano de mercancías de importación.

Por otro lado, debe contener los siguientes datos:

  1. a) Fecha y hora de certificación.
  2. b) Número de serie del certificado digital del SAT con el que se realizó el sellado.

Las facturas electrónicas (CFDI) cuentan con un elemento opcional llamado “Addenda”, que permite integrar información de tipo no fiscal o mercantil, en caso de requerirse. Esta “addenda” debe incorporarse una vez que la factura haya sido validada por el SAT o el Proveedor de Certificación Autorizado (PAC) y que cuente con el folio asignado.

En concusión, si queremos que nuestros gastos sean deducibles, será importante validar que se cumpla con la normatividad vigente.

Síguenos en Facebook

Contenido relacionado: 

Contenido recomendado: